Call Of Duty: Black Ops Cold War es una diversión loca y estúpida

Altavoz inteligente Echo Dot

En el momento en que termino de llevar a cabo añicos todo el cuartel general de la KGB, aniquilando a docenas, si no cientos, de soldados rusos y, por norma general, realizando un desastre en la política exterior con una ametralladora pesada, me percato de que los autores de Obligaciones No tengo iniciativa de lo que es una guerra fría, y eso es algo grandioso.

La licencia de juegos de tiros mucho más grande de todo el mundo siempre y en todo momento fué un tanto un embrollo político, con frecuencia sacando una conclusión desapacible sobre el papel de la intervención estadounidense en el ámbito mundial. Pero volviendo al absurdo de la década de 1980, Guerra Fría Black Ops se las arregla para hacerme olvidar, o cuando menos pasar por prominente levemente, todas y cada una esas partes menos que ricas en la crónica de la licencia. Este es un pastiche orate y grandilocuente de la década de 1980 en el que los hombres estadounidenses están locos y utilizan aviadores y tienen la capacidad de matar a otros 20 hombres sin sudar. Es absurdo.

Pero es un sinnúmero de diversión y no se olvida de poner el espionaje y las cosas de espionaje en el centro de sus metas. Hay diálogos opcionales con tus compañeros de equipo en tu base de operaciones e inclusive metas terminadas que no son obligatorias. Estos pequeños y agradables apartes se fundamentan en la acumulación de pruebas y la resolución de pistas para escoger los objetivos adecuados. Es increíblemente extenso sin exceder jamás su bienvenida.

Contenido

Este contenido asimismo se puede observar en el ubicación del que procede.

Pero eso tampoco significa que haya acción. La introducción del juego te enseña tirando a un terrorista popular, persiguiendo un avión de carga a lo largo del despegue, coches explotando a tu alrededor y empleando un coche de control a distancia para detonar dicho avión, que entonces prácticamente te aniquila en el incidente, extractos de acero y hélices que te faltan. por pulgadas En el momento en que Guerra Fría se pone fuerte, se pone realmente fuerte.

Hay secuencias a ralentí con llamas de napalm y una sección refulgente donde se te cuenta por medio de tus recuerdos mientras que andas bajo la predominación del programa MK-Ultra. Hay un instante en el que andas volando por el cielo vietnamita en una capacitación de helicópteros mientras que el “Recorrido en la alfombra mágica” de Steppenwolf repiquetea por medio de las ondas de radio. Hay un nivel en el que acabas atrapado en la mitad de una carrera de entrenamiento soviética, que entonces se transforma en un tiroteo muy real y muy sanguinolento. La campaña aun da múltiples opciones sobre de qué manera emprender ciertos niveles clave durante la trama; asimismo son bastante esenciales y asegura un valor de reiteración jamás antes visto en un Obligaciones Campaña.

Tommy Banks
Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta

TecnoBreak | Ofertas y Reviews
Logo
Enable registration in settings - general
Shopping cart