Fiebre BBB y por qué nos gusta «cuidar la vida de los demás»

Altavoz inteligente Echo Dot

En el caso de que seas un cliente de televisión, probablemente te hayas encontrado atrapado en un programa de telerrealidad. Como afirma nuestra traducción así, estos «reality espectáculos» acostumbran a enseñar a personas reales en ocasiones inusuales, como buscar un nuevo amor, conocer a un artista o a un cocinero, o sencillamente estar recluido en una vivienda con múltiples extraños y cámaras por todo el planeta. sitio lados

En la actualidad, todo cuanto precisa llevar a cabo es abrir Netflix para hallar programas de telerrealidad sobre los temas mucho más poco comunes probables, como vidriadoen el que prosigues una disputa sobre quién es el más destacable vidriero, el Pieles en guerracampeonato de pintura corporal, o aun el hotel instantáneo, en el que los dueños de casas de Airbnb compiten por el más destacable anfitrión. En la televisión abierta no es bien difícil ingresar en Twitter o Instagram y no ver comentarios sobre el enorme Hermano España o Profesor de cocinapor poner un ejemplo, en el que la multitud común de pronto se muestra a todo España en sus fallos y aciertos.

Por mucho que los reality espectáculos sean guionizados y varios de los acontecimientos dependan del deseo de los productores, es imposible denegar que la gente acaban exponiendo su puerta de inseguridad en estos programas, atrayendo la atención del público que frecuentemente mira con piedras en la mano. y criticar -que aun se discutió en la edición de 2021 del BBB.

El BBB trae discusiones un año tras otro (Imagen: Reproducción/televisión Globo/Globoplay)

Con la fórmula de los reality espectáculos todavía andando, y todavía vemos, el interrogante todavía es qué verdaderamente llama nuestra atención. ¿Nos atrae consumir diversión que no posee bastante que añadir, según el criterio? ¿Nos atrae “proteger” la vida del resto y equipararnos? Cualquier persona que sea la explicación, está andando.

Mucho más o TecnoBreak Fuimos tras comprender esta fórmula que nos estuvo siguiendo a lo largo de años en la televisión, no solo en el mundo entero sino más bien en España, y trajimos ciertas aclaraciones atrayentes.

¿Cuál es la explicación científica y sicológica a fin de que te agraden los reality espectáculos?

Según un producto anunciado en Psychology Today, hay una relación muy directa entre ver un reality espectáculo y el voyeurismo. El término, que destina el «trastorno sexual consistente en la observación de un individuo instantaneamente de desvestirse, desvestirse o efectuar actos sexuales y que no se conoce que se aprecia», o aun la «curiosidad morbosa por lo privado, privado o íntimo», según las respuestas de Google plus.

Equiparar el consumo de estos programas de televisión con el término voyeurismo semeja profundo, exagerado y algo inquietante, pero es lo que verdaderamente sucede. pensando en Hermano mayorpor poner un ejemplo, que tiene ediciones en múltiples países, contamos ingreso a cámaras presentes en una vivienda las 24 horas del día, sin interrupciones.

De Vacation with Ex- se encuentra dentro de los programas de «besos» mucho más populares (Reproducción: MTV España)

Observábamos sin separar la visión de la pantalla a los competidores realizando las cosas más frecuentes del día a día, como lavar los platos o la ropa, comer, bañarse y charlar, por servirnos de un ejemplo. Si ver esto da una sensación de exitación y saciedad de curiosidad, solamente justo que llevar a cabo esta comparación con el voyerismo.

El producto asimismo cita una investigación llamada Soy lo que veo: voyeurismo, búsqueda de experiencias y patrones de visualización de televisión (I Am What I Watch: Voyeurism, Sensation Seeking, and Television Patterns) de Zhanna Bagdasarov, quien descubrió que la gente con altos índices de voyerismo son las que eligen ver reality espectáculos a otros programas.

Otra investigación de Lemi Baruh, llamada Voyeurismo mediado y el exitación culpable de consumir televisión de situación (Voyeurismo mediado y el exitación culposo de consumir reality espectáculos), hallaron una virtud efectiva entre ver reality espectáculos y voyeurismo. Según el estudio, ver reality espectáculos es una manera segura y alcanzable de entrar a vivencias y también información que de otra forma sería ilegal y también inalcanzable.

MasterChef España trae un certamen de cocina (Imagen: Reproducción/Banda)

Por consiguiente, ver reality espectáculos no significa siempre que un individuo sea especialista en el voyeurismo, que en su mayor parte implica el tema sexual. Como afirma Bagdasarov, es mucho más posible que la gente que tienen bajos escenarios de interacción personal y movilidad vean programas no solo para agradar sus deseos voyeristas, sino más bien asimismo para compensar su necesidad de compañía. Gracias a los diversos tipos de competidores, de los mucho más distintas países de todo el mundo, la diferencia entre ver y espiar acaba siendo aparente, así como apunta el producto de Psychology Today.

O TecnoBreak conversó con la sicóloga de análisis de accionar Kimberly Ferreti Pereira, quien mencionó que existen varios causantes que tienen la posibilidad de influir en el gusto del público por los reality espectáculos, diciendo que puede estar relacionado con la representación, puesto que la diversión con «personas reales» acaba provocando otro género de interés. .

RuPaul’s Drag Race premia a la mejor drag queen del programa (Imagen: Reproducción)

«Otro punto puede ser la alienación, que nos sostiene apartados de nosotros y conectados con el planeta. Varias personas no tienen la posibilidad de, no desean o aun no se les ha enseñado a lidiar con los inconvenientes de su historia, y se alienan consumiendo el vidas extrañas en la pantalla de un TV o de un celular semeja ocupar ese vacío”, resalta el profesional.

¿Qué afirma un especialista en el tema?

O TecnoBreak asimismo conversó con Maura Martins, periodista, magíster y doctora en comunicación, y maestra-estudiosa de las carreras de periodismo y propaganda y propaganda. Habitual espectadora de programas de televisión como una parte de su investigación, la profesional afirma sentirse atraída por los reality espectáculos gracias a la imprevisibilidad de los formatos, citando ediciones recientes de enorme Hermano España como un ejemplo.

«Todo es imponderable: jamás entendemos las fórmulas precisas del éxito, aun en el momento en que los programas se gastan (ver, por servirnos de un ejemplo, la mala edición de BBB 19 y después la BBB 20 que semeja tener todo acertado). Como la mayor parte de los espectadores, yo me atrae la visión de ver lo ‘real’ que surge de la convivencia de los individuos, si bien sea por un corto segundo», afirma.

Sobre ver reality espectáculos como una manera de «proteger» la vida del resto, Martins afirma que más allá de que estos programas carecen de sentido, tienen la posibilidad de ser aun mucho más que eso, resaltando que la materia prima de estos contenidos son, indudablemente, las habladurías. de otros. El educador asimismo afirma que esta característica es innata en el hombre, que siempre y en todo momento siente curiosidad por ver “de qué forma vive, convive, tiene una reacción la multitud y cuál es su esencia”.

Maura va mucho más allí: «Recuerdo, por poner un ejemplo, que esta propuesta -estimar ver la vida del otro- es la que subyace a la estética verdadera en la literatura. Y absolutamente nadie pensaría que las proyectos realistas tradicionales, como las de Balzac o Flaubert, son solo diversión. Por consiguiente, quienes suponen que es un diversión descartable o inútil, están juzgando mucho más el vehículo (la televisión) que nuestro contenido de los programas (la vida diaria)”, apunta.

Cuestionamos a Martins sobre qué se puede absorber con estos contenidos, y si los reality espectáculos son mucho más que una manera de alienación —charlamos aquí de alienación sin que sea siempre algo negativo— o si es viable obtener información de utilidad sobre la vida en sociedad. La profesional respondió que el BBB, por servirnos de un ejemplo, está compuesto por la convivencia entre la gente que están en una sociedad, y añadió que en la edición del año pasado se abordaron temas que, hoy en dia, fueron muy debatidos, como el machismo y el sexismo. “Cada temporada, me semeja, termina reflejando un tanto los debates de su temporada, lo que, evidentemente, asimismo se fortalece estratégicamente con la edición del programa”, añade Maura.

En 2021, el BBB trajo nuevos debates que asimismo charlan bastante de la sociedad de la cual formamos parte de hoy: la civilización de la cancelación. Los competidores, mucho más que en otra edición, son criticados por el público por «anular» reacciones que van alén de los límites de la raza humana y la vida sana. El estudioso concluye diciendo que ser habitual no significa ser algo malo, y que estos programas que detallan la verdad tienen éxito pues charlan de nosotros, como individuos en sociedad. De ahí que, Maura afirma que los debates tienen la posibilidad de tener repercusión en otros espacios, como la familia, el trabajo o aun la escuela.

en la voz, gana quien gana el jurado con las mejores actuaciones (Imagen: Reproducción)

¿El consumo elevado de reality espectáculos puede ser amenazante para la salud psicológica?

Para Pereira, el consumo de reality espectáculos puede producir una sensación de comparación con lo que se muestra, puesto que los programas frecuentemente acaban exponiendo a personas que tienen estándares bien difíciles de lograr, singularmente físicos. “El tiempo que la persona le dedica a esto asimismo se puede estimar un aspecto a investigar. Ignorar varias cosas de nuestra vida para ocuparse a ello asimismo puede ser amenazante”, añade.

Martins asimismo afirma que piensa que los reality espectáculos tienen la posibilidad de ser perjudiciales para los espectadores en el momento en que hay un mayor nivel de participación de la que deberían, tomando su contenido tan seriamente hasta el punto de hacer clubes de fanes y valoraciones masivas, por poner un ejemplo.

En lo que se refiere al contenido expuesto, que exhibe el accionar humano explícito, con sus fallos y aciertos, la sicóloga afirma que de ese contenido se tienen la posibilidad de absorber puntos negativos y positivos, y que eso va a depender de la verdad de cada uno de ellos. “La manera en que observamos la ‘situación’ está moldeada por nuestras experiencias y experiencias. Tal como lo que yo creo positivo puede no serlo para otra gente. El posicionamiento que los medios le dan a las cosas asimismo influye en lo positivo y lo negativo”, concluye. .

Entonces, ¿qué tenemos la posibilidad de sacar de los reality espectáculos?

Comprendemos que el deseo de proseguir la vida del resto termina siendo algo natural en los humanos, como una curiosidad que aparece a consecuencia de la sociedad donde vivimos. Alienarnos y ver contenidos que, teóricamente, no nos añaden culturalmente, puede finalizar siendo una sorpresa y proponer problemas sobre nuestra posición como humanos.

Además de esto, no es completamente malo distanciarse y centrarse en la vida de otra gente como una manera de diversión, puesto que la vida es tan dura que cualquier forma de escape en la televisión, el cine o la literatura es bienvenida.

Fuente: Con información de: Psychology Today

Tommy Banks
Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta

TecnoBreak | Ofertas y Reviews
Logo
Enable registration in settings - general
Shopping cart